Recuerdo y no recuerdo LXXXVI

EL
Si de derecho se escribe, o se platica. ¿Mi derecho cuál sería?, el derecho a la espera me respondo.
Poder recordar está en el tiempo, en la distancia establecida desde el nacimiento a la muerte,
en cambio, el olvido está al final de la línea, en esos lugares donde se entra sin poder salir.
Lo he dicho hasta ser majadero, yo no te recuerdo, pero no te he olvidado.
Son síntomas de nuestra sociedad, por desearlo todo se encuentra lo contrario,
es decir, nos olvidamos de lo más cercano y preferimos entender lo más lejano.
El que tuvo hambre, luego de comer no recordará que estuvo por desvanecerse,
así, se volverá a repetir muchas veces,
el que olvida, olvida recordar, olvida el hambre y olvida comer.
Yo no he olvidado el amor, pero no recuerdo quien lo ha provocado.
Continuará…
Jorge J. Flores Durán


Comentarios

  1. Anónimo11:42 a. m.

    Excelente, Jorge.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo11:43 a. m.

    Yo tampoco olvido

    ResponderEliminar
  3. Anónimo11:44 a. m.

    yo creo que no has olvidado a quén ni a quièn amar
    Contra viento marea!!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Gracias por escribirme. Te responderé a la brevedad. Jorge J. Flores Durán

Entradas más populares de este blog

Charles Baudelaire … la carta suicida

Aleucse, o escuela al revés

Toni Morrison