No todo lo bueno hace bien

No todo lo bueno hace bien,
acercate al sol y sabrás  de lo que escribo,
no todo lo malo hará mal,
siempre hay un fin para comenzar.

Cuando camino por las calles pienso  en ti
y cuando no camino también
es como un viaje de una rama
va y vuelve al árbol sin destrozar el corazón.

El sol es generoso
pero no acepta  que te acerques mucho a él
el tiene un tesoro anónimo
debe ser inmenso para no dejarlo salir.

Puede ser  como los besos,
uno cada día, uno cada mes
uno  de vez en cuando
si son muchos, nos va a doler.

El tiempo no está  en la pulsera
sino en el corazón
no necesitas mirarlo cada vez
mientras se mueva nos dirá que hora es.

No todo lo bueno hace bien
no lo sabrán los amantes
que se besan en las sombras
y se despiden de madrugada.

Lo que baja del cielo puede volver a subir
y si no lo hace se quedarán en nuestros brazos
como muchas gotas de agua sobre nuestros ojos
replicando a un llanto dulce, solo a un llanto dulce.
Jorge J. Flores Durán

Comentarios

  1. Anónimo5:32 p. m.

    Jorge eso de cuando camino por las calles pienso en tí
    y cuando no camino también,
    me acordé del gran Gonzalo Rojas que dijo cuando no estoy en Lebu, estoy en Lebu!

    ResponderEliminar
  2. Anónimo5:35 p. m.

    Hola Jorge
    ¡Muy interesante y bello!, cierto es que lo bueno y lo malo siguen diferentes caminos, cuando esperamos algo mejor lo bueno no es bueno y debemos buscarlo en uno mismo, basta ser optimista y no pensar en forma negativa, el corazón decide lo que es bueno y nos hace bien o lo que es malo y nos hace mal.
    Cariñosos saludos

    ResponderEliminar
  3. Anónimo6:39 p. m.

    Excelente Jorge!
    Creo que es el poema con las imágenes más bellas que me has enviado.
    Gracias!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Gracias por escribirme. Te responderé a la brevedad. Jorge J. Flores Durán

Entradas más populares de este blog

Toni Morrison

Aleucse, o escuela al revés

Charles Baudelaire … la carta suicida