El árbol


El árbol

El árbol es bello, 
grande y fiel,
su tronco es fuerte y sereno
sus dedos son largos y delgados
como las lágrimas al anochecer,
su cabello cambia de color sin envejecer,
el árbol nunca ha ido a la escuela
pero su sabiduría es tan grande como él,
conoce a tus abuelos, a tus padres, a tus hijos
el conocerá a tus nietos sin mover sus pies,
siendo tan fuerte no agrede y deja la furia pasar,
el árbol te regala más cosas de las que tu crees saber,
desde el cielo es lo primero que se ve
cuando saludan, cuando ríen, cuando juegan,
cuando te invitan a la Tierra querer.
Jourge J. Flores Durán.

Comentarios

  1. Anónimo10:10 a. m.

    Hola Jorge
    No hay nada más bello que un árbol y su amistad! siempre nos sonríe y nos acompaña, merecen con esmero ser cuidados, un poema bellísimo!
    cariñosos saludos

    ResponderEliminar
  2. Anónimo10:12 a. m.

    Me gustó!!
    Que este sea un buen año, de mucha paz e inspiración.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Anónimo10:12 a. m.

    Qué bello homenaje a un noble SER: el árbol.¿Sabías que es el símbolo alquímico por excelencia?
    Saluditos

    ResponderEliminar
  4. Anónimo10:13 a. m.

    Está muy bonito,
    también podría comenzar con sus dedos...
    Gran cosa tu sensibilidad
    maravillosa
    Feliz nuevo año

    ResponderEliminar
  5. Anónimo10:13 a. m.

    Un tímido gesto, desde otro lugar...

    Arbol

    Despojado de sus hojas,
    abandonado en el horizonte,
    sin punto de fuga,
    testigo del ocaso.

    Despojado de sus hojas,
    fantasma del invierno,
    terminal de avecillas migratorias,
    surtidor de medrosos brotes.

    Despojado de sus hojas,
    desnudas ramas calavéricas
    que en tarde ocre saludan a la muerte,
    hasta una nueva primavera.
    D,Z

    ResponderEliminar
  6. Anónimo10:15 a. m.

    Buen año, Jorge. Gracias por tu hermosa poesía de siempre.

    ResponderEliminar
  7. Anónimo10:15 a. m.

    ¡oooh ! dulce oporto.

    ResponderEliminar
  8. Anónimo10:18 a. m.

    Me encantaron sus letras referidas al árbol. Quiero compartir con Ud. mis sentimientos por ellos en un humilde poema. ¿QUIEN SE ANIMARÍA A TALARLOS?
    SI EL ARBOL GRITARA

    A ti hombre, pregunto:
    Si yo, árbol gritara,
    ¿quien se animaría?.

    Por que yo no grito, por eso me talan,
    pues no me defiendo, porque manso y bueno
    permanezco quieto, por que si gritase
    gritaría el infierno temblaría la tierra.

    Quedarían sordos todos mis hermanos
    que culpa no tienen de tal desenfreno
    de tanta desidia que impone el humano,
    por que yo no grito, por eso me talan.

    Mis ramas conversan con nubes y estrellas
    pues son mis raíces que alimenta el cielo.
    ese azul celeste que impávido miras,
    es lo que respiras, lo que yo proveo.

    Sin embargo, talas, talas con esmero,
    sin pensar siquiera que soy el sustento
    de la vida toda que adorna el planeta
    que su flora y fauna se muere en silencio.

    Llegará la hora donde ya no tengas
    ni una sola rama, ni una sola hoja,
    ni el mínimo leño, que alimente el fuego
    que entibie tu casa cueza tu alimento.

    No habrá quien defienda tu feudo, tu huerta,
    la tierra que habitas, la llevara el agua
    la arrasará el viento. ¡preguntarás entonces!,
    ¿por que no gritaste?, por que manso y bueno
    te quedaste quieto y al golpe del hacha
    no te rebelaste con aullidos locos.

    Roncos del averno. ¡¡Veras que la vida,
    se quedo sin tiempo!!!. Contraste tremendo,
    crepitar del fuego, del fuego sin fuego
    paz de la ceniza. ¡¡Verás que tu vida
    tal cual que la mía, se quedó sin tiempo!!!.


    Nicolás Ferreira Lamaita.

    ResponderEliminar
  9. Anónimo10:22 a. m.

    Está muy bonito,
    también podría comenzar con sus dedos...
    Gran cosa tu sensibilidad
    maravillosa
    Feliz nuevo año

    ResponderEliminar
  10. Anónimo10:24 a. m.

    Muy bonito Jorge: los árboles son de antes que antes, sin ellos y su belleza, no existiría este mundo que nos contiene, su experiencia y sabiduría ya está en el éter. Los hizo hablar la Gran Gabriela. Buenos designios para el Año 2014 que nace.Alejandro Galo.

    ResponderEliminar
  11. Anónimo8:10 a. m.

    Si compa. El árbol es así, duro raíz y firme. La hierba en la tormenta, oscila y aún mantiene su raíz, en la ventolera despiadada. Árbol y hierba son igualmente admirables como frutos de la naturaleza de la cual formamos parte, pertenecemos. Así como lo dice el indígena (cfr. documento adjunto) que está en nosotros

    Cierto, el problema es el modo de producción. También lo es nuestro modo de consumo, y de ver.

    Nuestro modo de ver, de ver -y de deber- de veritas.

    Un gran abrazo

    ResponderEliminar
  12. Anónimo8:31 a. m.

    jorge muy bonito !!!!
    , nose si el arbol representa alguien pero si lo tomo literal y
    comparo la naturaleza, limpia sin los males de la sociedad y el hombre

    el hombre si es bello es solo un engaño pues la belleza que vale no se ve
    grande son sus aspiraciones y l a lealtad no esta de moda
    su tronco nacio recto pero la vida lo obligo a retorcerse y la serenidad del recien nacido se cambio por angustia a granel
    en cuanto a sus dedos largos y delgados difiero tanto el arbol como el hombre si lo miramos de cerca tiene de algun modo esquinas , pero en le arbol son para el descanso de algun pajaro o el espacio para que forme su nido , el hombre se llena de capas y esta grueso
    con las lagrimas al anochecer toma sabiamente lo que la naturaleza le da para nutrise , el hombre destruye y la noche la usa para mal gastar la energia robandole a la naturaleza y el propio ciclo( circadiano ) su necesidad de descanso
    su cabello cambia sin envejecer , que decir el hombre envejece pero renegamos no queremos y se buscan soluciones plasticas
    escuela , ancestros...al hombre mientras mas herramientas se le ofrecen ,mas aumenta su ambision , desconoce sus origenes y avandona a los hijos , justificando que es para darle un mejor pasar
    siendo tan fuerte no agrede, con dolor agregar que el poder corrompe, mas alto se quiere llegar y hasta edificios sin sentido llegan a construir par a que desde el cielo sea lo primero que se ve

    quien ve al arbol hoy ?
    yo lo veo y lo admiro , pero como vivir en la sociedad actual y sobre vivir ?

    tal vez nada tenga que ver de la intencion de su poema
    tal vez solo era una alabanza a la naturaleza
    tal vez es su forma de agradecer el año nuevo desde una vision positiva

    pero tanta belleza me provoco enojo
    tal vez solo necesito descansar bajo l a sombra de un arbol

    como siempre mis agradecimientos por llevarme la campo de las emociones
    desde la grandeza de la palabra
    y perdone mi ignorancia

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El poema es sobre un árbol, son de esos que no desaparecen y uno los vuelve a reencontrar.
      Estoy gratamente sorprendido por tu texto, el esfuerzo de desplegar el poema y escribir sobre el, no es fácil hacerlo. Dejando de lado de ser el emisor del poema, pienso que la poesía nos permite dialogar y acercarnos. Ayer estuve en una actividad de "la ciudad de las letras" (PUC) donde se conversó con el escritor francés Pierre Michon (narrador) el habló sobre un poema de Víctor Hugo y lo analizo de una forma similar a la tuya, es decir buscar algo distinto en la o las palabras, no olvidemos que ellas viajan antes que lleguen a nuestros oídos, y en ese viaje pueden suceder muchas cosas.
      Muchas gracias P.
      Un abrazo
      Jorge.

      Eliminar

Publicar un comentario

Gracias por escribirme. Te responderé a la brevedad. Jorge J. Flores Durán

Entradas más populares de este blog

Toni Morrison

Aleucse, o escuela al revés

Charles Baudelaire … la carta suicida