Día del libro

Vivo en tierras donde hay “días” para todo: el día de la madre, del papá, del niño, del auto, en fin todo se celebra, todo se conmemora. Quizás este día sea especial, pues para los poetas y escritores e intelectuales en general, en un vinculo ineludible para expresarse, todo el mundo advierte que no es único, sin embargo es el más antiguo con más prestigio a través de la historia de la humanidad. La existencia del libro habla directamente de la palabra, de la escritura, así sucesivamente, también del desarrollo de la humanidad, su pensamiento y su acción, como todas las cosas no son claras u oscuras, el libro demuestra lo contrario, estoy pensando en la hogueras de libros que la historia nos recuerda, como en China (años 60) las quemas de libros en el marco de la revolución cultural, llamando a destruir todo lo que consideraban “burgués y reaccionario”. La última que recuerdo se realizó luego del 11 de Sept. 1973 en Chile por militares. No fueron las únicas quemas de libros también producto del miedo en esos años, muchas personas quemaron (quemamos) sus bibliotecas personales, no solamente humeaba la casa de gobierno ese día, sino en muchas partes de estas tierras ardían los libros. La sola existencia del libro no asegura el desarrollo humano, hay que leer, hay que hacerlo con placer. La literatura universal ha contribuido significativamente a que eso se produzca, esto último puede ser un buen desafío, contribuir con belleza al pensamiento de la humanidad.

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Toni Morrison

Aleucse, o escuela al revés

Charles Baudelaire … la carta suicida